lunes, 22 de noviembre de 2021

Empanada de hojaldre con pollo

Al leer la prensa uno se encuentra con noticias que llaman la atención. De las 100.000 parejas que se divorcian al año en España, 30.000 cuentan con una mascota. Tema no baladí ya que debido a la aprobación por el Senado de una proposición de Ley, los jueces tendrán que decidir, si no hay acuerdo entre las parejas, el régimen, tanto en tiempo como en cargas, que deberán tener con su mascota.
 
Parto de la base de que respeto a los animales y también a los políticos, bueno a todos no, ya que el respeto hay que ganárselo, debo dejarlo claro para que no haya malinterpretaciones.
La noticia que me ha llamado la atención es la publicada por la prensa en la que el pasado miércoles día 17 del presente mes, el pleno del Senado, con la que nos está cayendo, haya aprobado una proposición de Ley que prevé la modificación del Código Civil, la Ley Hipotecaria y la Ley de Enjuiciamiento Civil sobre el régimen jurídico de los animales para que dejen de ser objetos, bienes inmuebles o cosas y sean reconocidos como seres sintientes.  
Obviamente dicha propuesta antes ha sido aprobada por el Congreso tras su remisión por el Gobierno.
 
Loable iniciativa si estos miembros también hicieran proposiciones de Ley tendentes a reducir el paro, a disminuir el precio de la luz, a mantener las pensiones, a reducir impuestos, a no subirse su sueldo, etc, etc. Temas por los que el gobierno no siente preocupación alguna, dado que si así fuera ya habría remitido para su estudio infinidad de proyectos de ley para subsanarlos. Sin duda, en comparación con otros problemas, estos que cito son agua de borraja, de ahí que todo vaya como la seda en este país, antes llamado España.

Cambiemos de tercio, ya que no es bueno para la salud el acaloramiento. Hacia bastante tiempo que no publicaba una entrada con hojaldre y más teniendo en cuenta lo mucho que me gusta pero la realidad es que, aunque parezca raro, no encuentro momento para ponerme manos a la obra. Comprobando que recetas hacía tiempo que no publicaba salió a colación el hojaldre ya que hacía cuatro años que no figuraba ninguna entrada en el blog.  La última que publiqué fue un hojaldre de jamón york y queso y desde entonces ha llovido mucho.
 
Dado que como he dicho en bastantes ocasiones la carne de pollo es la que más suelo utilizar aproveché el momento para preparar esta empanada que, aunque muy parecida a esta otra que publiqué en su día, hojaldre con pollo y verduras, introduje unas variantes y el resultado fue muy de nuestro agrado.
La idea es de mi hija y es que también le gusta mucho el hojaldre. El relleno es muy parecido al que se emplea para las fajitas, aunque con variaciones, para hacer bueno el dicho de que «cada maestrillo tiene su librillo». 
 
Espero que este hojaldre sea de vuestro agrado.
Vamos a ello.


Empanada de hojaldre con pollo

Ingredientes
1 lamina de hojaldre
1 huevo
1 pechuga de pollo a filetes
1 cebolla
10 pimientos del piquillo
1 lata pequeña de maíz dulce
orégano
salsa barbacoa
aceite de oliva virgen extra
sal
pimienta negra molida

Preparación
Precalentamos el horno a 200ºC.
Cortamos los filetes de pechuga en trozos pequeños.
Pelamos la cebolla y la picamos muy fina.
Cortamos los pimientos del piquillo en tiras.
Abrimos la lata de maíz dulce y escurrimos el líquido.
En una sartén con un fondo de aceite ponemos a sofreír la cebolla picada muy fina. Cuando transparenta incorporamos las pechugas troceadas y removemos bien hasta que tomen color.
Añadimos los piquillos en tiras, removemos y agregamos el maíz dulce, mezclamos y añadimos el orégano y la salsa barbacoa. Salpimentamos y mezclamos bien todo el conjunto, dejamos reposar y cortamos la lámina de hojaldre por la mitad.
Repartimos, en la que va a hacer de base, la mezcla de pollo y verduras sin que llegue a los bordes. Cubrimos con la otra mitad, apretamos los bordes, pincelamos con el huevo batido y pinchamos la superficie con un tenedor.
Introducimos en el horno y mantenemos en cocción hasta que la superficie adquiera un color tostado, unos 20/30 minutos.
 
1. Sofreímos la cebolla
empanada de hojaldre de pollo
2. Incorporamos el pollo troceado
empanada de hojaldre de pollo
3. Añadimos los pimientos del piquillo
empanada de hojaldre de pollo
4. A continuación, el maíz dulce
empanada de hojaldre de pollo
5. Añadimos el orégano
empanada de hojaldre de pollo
6. Y la salsa barbacoa
empanada de hojaldre de pollo

7. Removemos para mezclar sabores
empanada de hojaldre de pollo
8. Colocamos sobre la base de hojaldre
empanada de hojaldre de pollo
9. Cubrimos con la otra mitad, sellamos los bordes, pinchamos la superficie con un tenedor, pincelamos con huevo batido y horneamos
empanada de hojaldre de pollo
10. Recién horneada
empanada de hojaldre de pollo
11. Para disfrutar
empanada de hojaldre de pollo
12. Y saborear
empanada de hojaldre de pollo

Esta empanada bien podría servir como entrante en las cenas o comidas de estas próximas fiestas que ya están a punto de llegar. No es complicada y se puede preparar con antelación.
Espero que os guste.

lunes, 15 de noviembre de 2021

Nido de quinoa con albóndigas de pollo en salsa

planta de quinoa
La quinoa es una planta andina que se originó en los alrededores del lago Titicaca. Antes de su domesticación, la quinoa silvestre probablemente se usó por sus hojas y semillas para la alimentación. La evidencia histórica disponible señala que su domesticación por los pueblos de América pudo haber ocurrido entre los años 3.000 y 5.000 (a. C.). 
El primer español que escribe sobre el cultivo de quinoa fue Pedro de Valdivia. En un informe remitido a Carlos V, le mencionó que, al observar los cultivos alrededor de Concepción, Chile, entre otras plantas — maíz y patatas—, los indios sembraban también la quinoa para su alimentación.
 

Suelo hacer con bastante frecuencia albóndigas tanto de carne, mixtas de magro y ternera, como de pollo, aunque son estas las que más preparo ya que, por el tipo de carne, son las que tienen más aceptación.
Estas albóndigas que os propongo están hechas de igual forma que estas albóndigas de pollo en salsa, así que repito de nuevo tanto los ingredientes como su elaboración. Lo que varía es el acompañamiento de la quinoa, ingrediente que comencé a utilizar hace poco más de un año. Espero que sea de vuestro agrado.
 
Nido de quinoa con albóndigas de pollo en salsa
 
Ingredientes
500 gr de pechuga de pollo picada
100 gr de miga de pan del día anterior
50 ml de leche
1 diente de ajo
1 huevo
perejil
pimienta blanca molida
100 gr de quinoa
1 diente de ajo
2 clavos de olor
caldo de verduras

Salsa
1 cebolla
1 puerro (la parte blanca)
1 zanahoria
1 cucharada sopera rasa de harina
50 ml de vino blanco
1 pastilla de caldo de pollo
1/2 cucharadita de ras el hanout
1/2 cucharadita de cúrcuma
1 hoja de laurel
aceite de oliva virgen extra
sal
 
Elaboración
Pedimos en la carnicería que nos piquen la pechuga.
Pelamos el diente de ajo y lo majamos en un mortero con un poco de perejil picado.
En un bol ponemos la carne de pollo, un poco de sal, la miga remojada en leche y el majado de ajo y perejil. Mezclamos bien y añadimos el huevo. Mezclamos bien todo, salpimentamos y formamos las albóndigas. Calentamos aceite en una sartén y freímos las albóndigas.
Sacamos y reservamos en un plato.
Pelamos y picamos la cebolleta y la parte blanca del puerro y pochamos en la sartén donde hemos frito las albóndigas. Cuando transparenta añadimos la zanahoria pelada y cortada en medias lunas. Sazonamos y cuando la zanahoria esté hecha añadimos la harina, la rehogamos y agregamos el vino y la pastilla de caldo diluida en un vaso de agua que previamente hemos puesto en el microondas a calentar y cocinamos a fuego suave unos 10/12 minutos. Volcamos en el vaso de la batidora, trituramos y echamos de nuevo en la sartén, añadimos la hoja de laurel, el ras el hanout y la cúrcuma, damos calor y cuando comienza a hervir agregamos las albóndigas. Bajamos a fuego suave y cocinamos 15 minutos o hasta que la salsa tome cuerpo. Si espesa mucho añadimos un poco de agua.
 
Mientras se hacen las albóndigas ponemos  hervir en un cazo el caldo de verduras (1 y 1/2 veces) la medida de la quinoa, con el diente de ajo y los clavos de olor.
Incorporamos la quinoa, previamente lavada, y mantenemos la cocción unos 15 minutos o el tiempo que indique el fabricante. Dejamos consumir el caldo y dejamos reposar unos minutos.
La volcamos y la extendemos en un recipiente para que enfríe.
Retiramos el diente de ajo y los clavos de olor.
En un plato ponemos una base de la salsa de las albóndigas y con ayuda de un aro de emplatar formamos la parte exterior del nido con la quinoa y colocamos albóndigas en su interior.
 
nido de quinoa con albóndigas
Una receta que apenas tiene complicación y que confío sea de vuestro agrado.